CÓMO SE QUEJA:  SIGNOS Y SÍNTOMAS. SEMIOLOGÍA.

 

Existe una variedad de síntomas de distinta naturaleza que sólo tienen en común su localización en la parte superior del abdomen (por arriba del ombligo) y por tener cierta periodicidad o cronicidad. Se los llama síntomas dispépticos, provenientes de la palabra dispepsia, que significa das= malos, peptein= digestión.

 

DISPEPSIA

 

La dispepsia continúa siendo un desórden del aparato gastrointestinal poco caracterizado y de orígen desconocido. En más del 70% corresponden a lo que se denomina dispepsia funcional  (DF), pues el médico a quien se consulta, a través de los distintos exámenes complementarios que considera conveniente solicitar, no encuentra  demostración de una alteración en las estructuras de los órganos del abdomen superior.

Es un síndrome clínico manifestado por síntomas crónicos o recurrentes del aparato digestivo alto, sin una causa identificable por los métodos diagnósticos convencionales.

La definición internacional, adaptada por el Grupo de Consenso Roma II es "malestar" (predominantemente en la DF de tipo motor) o "dolor" (predominantemente en la dispepsia de tipo ulceroso), que se ubica en el abdomen superior.

Muchas personas con DF manifiestan síntomas luego de la ingestión de alimentos, incluyendo sensación de plenitud en abdomen superior, distensión, dolor en la boca del estómago, náuseas y vómitos, lo cual se ha interpretado como indicativo de la existencia de un desorden en la motilidad (movimientos) del estómago o del intestino delgado. Estos datos no han sido comprobados en estudios específicos.

A pesar que los pacientes manifiestan sus síntomas como vinculados a la ingestión de alimentos, una categoría de síntomas relacionados con la ingesta, no es un criterio generalmente aceptado. Los síntomas pueden ser de carácter agudo y sólo ocasional, estando vinculados habitualmente a una trasgresión alimentaria. Si son de naturaleza más frecuente y prolongada, se consideran crónicos para lo cual deben estar presentes durante un tiempo no menor de tres meses y en un 25% del mismo.

 

La causa de la dispepsia funcional es desconocida y se han postulado un número de razones. Estas incluyen demora en el vaciamiento gástrico, hipersensibilidad a la distensión gástrica, alteraciones en la acomodación de los alimentos en el estómago, infección por Helicobacter pylori, anormal motilidad duodeno-yeyunal, hipersensibilidad a las grasas o al ácido en el duodeno o disfunciones del sistema nervioso central.

La mala acomodación de la comida se asocia con saciedad temprana después de comer, y la hipersensibilidad a la distensión gástrica se asocia con síntomas de dolor en la boca del estómago (epigastrio), eructos y pérdida de peso.

El nivel aumentado de estrés psicológico se ha demostrado como vinculado con síntomas persistentes de dispepsia, particularmente dolor abdominal y distensión, y debe ser considerado por el médico en el tratamiento de estos pacientes.

 

Estos síntomas si bien no ponen en peligro la vida, suelen persistir durante largo tiempo en aquellos afectados incidiendo en la calidad de vida de los mismos y aumentando el costo en el sistema de salud.

 

La consulta al médico debe realizarse en forma más pronta si éstas molestias se acompañan de otros síntomas  como ser: pérdida de peso, fiebre, falta de apetito, dificultad para tragar, vómitos reiterados, diarrea nocturna, color oscuro de la orina (color té oscuro), color amarillento de la esclerótica del ojo (ictericia), entre otros. Algunos especialistas, reunidos en Congresos, han diferenciado cuatro grupos para facilitar la comprensión de las causas que producen estos síntomas. Estos son: por reflujo, de tipo ulcerosa, por trastornos en la motilidad e inclasificable. Sólo la mitad de estos síntomas pueden ser incluidos en un solo grupo, pues en la otra mitad los síntomas se superponen. Las consultas al médico por estas molestias digestivas son muy frecuentes pues  alteran en forma significativa la calidad de vida y son causa importante de ausentismo laboral.

DOLOR

Otro tipo de síntomas que manifiestan quejas a nivel del abdomen superior, tienen que ver con el dolor en el epigastrio (boca del estómago).
Estos síntomas pueden ser comunes a distintos tipos de enfermedades debiendo consultarse al médico para establecer la causa de los mismos y el tratamiento correspondiente.
El dolor en la boca del estómago, a veces como único síntoma, puede ser debido a una enfermedad ulcerosa, ya sea gástrica o duodenal.
Se ubica habitualmente en la parte superior y media del abdomen, puede aparecer una o dos horas después de la comida, y puede despertar por la noche. Los alimentos y los antiácidos suelen calmar el dolor por un corto período. Una de sus complicaciones es el sangrado en  forma lenta o masiva. Si la pérdida es por vía rectal se observa color alquitranado en las heces, debiendo consultarse de inmediato al médico. En ocasiones si el sangrado es crónico produce anemia, sensación de cansancio lo cual suele llevar a la consulta.

                                                                                      
Haga clik en la flecha para ir a la Página principal    /   Haga clik en la flecha para ir al comienzo de Signos y síntomas del estómago

 

  Dr.: José Luis Bondi 
Fellow del American College of Gastroenterology
Miembro de la Sociedad Argentina de Gastroenterología
Profesor Auxiliar de Medicina de la U.B.A.
 Telefono/fax:
 Fax:
  4806-1801
  4807-3791
 E. Mail:   bondijl@ciudad.com.ar
 Dirección:   Pacheco de Melo 2475 P.B. ¨B¨ 
  C.P.:1425 - Buenos Aires -  Argentina